Inicio
/
Blog
/
9 consejos sobre cómo ahorrar luz en casa

9 consejos sobre cómo ahorrar luz en casa

Ahorrar luz en casa es, por decirlo de algún modo, la criptonita de cualquier consumidor. Nuestro punto débil. Sabemos que es importante, sabemos que tiene impacto, pero no lo conseguimos de ninguna manera.

Y la verdad es que ahorrar energía en casa puede ser más sencillo de lo que parece si sabemos exactamente qué hacer para conseguirlo. De hecho, no sólo se trata de tener una tarifa eléctrica económica, nuestros hábitos influyen -y mucho- en lo que terminaremos pagando en nuestra factura de luz.

Por eso, en este artículo vamos a ayudarte a seleccionar algunos hábitos y consejos sobre cómo ahorrar luz en casa. A largo plazo, puede significar bastante dinero.

¡Empezamos!

Cualquier persona cuando trata de ahorrar luz


Controlar la temperatura

Controlar la temperatura en casa es clave. Si sois varios en la familia, a veces es difícil llegar a un consenso sobre cuál es la temperatura ideal, pero unos 26º aproximadamente en verano y unos 21º en invierno suele ser el estándar. 

Calentar en exceso tu hogar en invierno o usar mucho el aire acondicionado en verano puede repercutir enormemente en tu factura, ya que son los meses con más demanda energética y, por ende, los que tienen el precio de la luz más caro.

Haz lo posible para controlar la temperatura sin excesos y podrás ahorrar bastante.

Aprovechar la luz solar

Aunque quizás no sea uno de los consejos más conocidos, aprovechar la luz solar no podía faltar en una lista sobre cómo ahorrar luz en casa. Seguramente te estés preguntando: ¿pero cómo puedo aprovechar la luz solar si no tengo una instalación fotovoltaica?

Muy fácil: aprovechando la luz del sol para secar la ropa, usando iluminación solar en el jardín o incluso cargando nuestros dispositivos con baterías solares. 

Te sorprenderías de lo mucho que puedes ahorrar aprovechando un recurso ilimitado como el sol (¡no hace falta que nos invites a un café esta vez!) :) 

Electrodomésticos eficientes

Usar electrodomésticos eficientes (con certificado A+++) es otra de las claves para ahorrar electricidad en casa. Como imaginarás, a menos eficiencia, más consumo de energía, y eso es malo para tu bolsillo.

Aunque por lo general son siempre más caros, los electrodomésticos con certificados A+++ garantizan una máxima eficiencia y un menor consumo. Por eso lo ideal es que te plantees la compra de uno de estos electrodomésticos como una inversión: a largo plazo te saldrá más rentable. Esto aplica especialmente a electrodomésticos que están en constante funcionamiento como las neveras.

Apagar el Stand-by

Una de las cosas que no solemos tener en cuenta es que los aparatos eléctricos pueden consumir aunque no los estemos usando. Algunos ejemplos comunes de esto son el televisor, la cafetera o el ordenador.

Usar regletas de enchufes y apagarlos cuando dejemos de usarlos es una de las soluciones para combatir los modos stand-by. También podemos usar enchufes inteligentes que permiten encender y apagar los electrodomésticos automáticamente a ciertas horas del día.

Bombillas de bajo consumo

En la línea de los electrodomésticos eficientes tenemos también las bombillas de bajo consumo. La mayoría de veces son más caras que el resto pero a largo plazo siempre supondrán un ahorro.

Si combinamos este tipo de bombillas con enchufes inteligentes tenemos una combinación mágica que hará maravillas en tu factura de luz (no seas impaciente, será a largo plazo).

Contratar la potencia adecuada

La potencia contratada es uno de los elementos de tu factura de luz que, probablemente sin que lo sepas, aumenta más el importe de la misma. Es por eso que es muy importante saber cuánta potencia debemos contratar en nuestra tarifa para maximizar nuestro ahorro. 

La potencia contratada se mide en kW y tiene un coste fijo que varía en función de cuántos kW contrates. A más metros cuadrados y electrodomésticos uses en casa (y a la vez), mayor será la potencia que deberás contratar. Por eso debes saber cuánto consumen tus electrodomésticos para contratar una potencia acorde. Si no contratas suficiente potencia y conectas demasiados electrodomésticos a la vez, te saltarán los plomos.

Discriminación horaria

Las tarifas eléctricas con discriminación horaria son aquellas que determinan distintos periodos horarios con distintos precios a lo largo del día. 

Anteriormente, a este tipo de tarifas se las conocían como tarifas nocturnas, dado que es en la madrugada cuando la electricidad es más barata. La particularidad de estas tarifas es que ofrecen unos precios distintos en cada tramo horarios y los fines de semana. 

Sí, es posible que esto te suene porque es la tarificación que todos los consumidores tenemos desde que éstas cambiaron el 1 de junio de 2021. A partir de ese momento, todos los consumidores domésticos (es decir, con potencias contratadas de hasta 15kW) contamos con una tarifa de acceso 2.0TD conformada por 3 tramos de luz distintos (las famosas horas punta, valle y llano) y 2 tipos de potencia.

Aislar la vivienda

Aislar correctamente tu vivienda también es algo muy importante a la hora de ahorrar energía en casa. El aislamiento térmico te permitirá combinar sostenibilidad y ahorro, y aunque a priori pueda parecer un esfuerzo económico importante, te saldrá a cuenta.

Según, Danosa, una empresa dedicada al aislamiento térmico de edificios, los edificios residenciales copan el 20% del consumo total de energía y el 99% de sus viviendas sufre “pérdidas innecesarias de calor en invierno”. Por esto, incorporar aislamiento térmico en las viviendas puede significar un ahorro energético de hasta un 50% el gasto en electricidad. Esto, según la empresa, equivaldría a unos 400€ menos en tu factura de luz al final del año.

Escoge una tarifa eléctrica que se ajuste a tus necesidades

Por último, escoger una tarifa eléctrica que vaya acorde con tus necesidades energéticas es el último paso para garantizar el máximo ahorro posible. Es importante que conozcas los distintos tipos de tarifas que existen y que, a partir de ahí, escojas la que más te convenza. 

Nuestra Tarifa Transparente, por ejemplo, es una tarifa variable. Ofrecemos energía a precio de coste (al precio al que nosotros la compramos), y además te regalamos una Hora Gratis de luz cada día que puedes acumular y descontar de la factura que quieras. 

Con este tipo de tarifa el precio de la luz cada mes en tu factura variará, pero siempre sabrás que estás pagándola al precio de mercado, sin márgenes añadidos. Además, en nuestra app podrás ver información del precio de la luz a tiempo real, para que puedas escoger el mejor momento para concentrar tu consumo. Nuestro único beneficio es una cuota mensual de 3,90€/mes.

Descarga la app de Chippio y descubre una nueva forma de ahorrar en tu factura de luz. ¡Solo por hacerte cliente Chippio ganarás 50 Horas Gratis!

Sigue navegando por nuestro blog y descubre más consejos para entender tu factura de luz y ahorrar más :)


Artículos relacionados

¿Quieres ahorrar?¡Empieza hoy mismo!

Chippio - Chippio app